Pantallas Flexibles.

Cuando se trata de tecnología, nada puede quedarse parado. La tendencia de evolución de las pantallas  ahora va hacia la flexibilidad.

Antes de profundizarnos más en este tema, debemos entender la composición de las pantallas flexibles y sus principales características.

Las pantallas flexibles consisten, básicamente, en una fina capa de sustancia orgánica transparente y conductora de electrones superpuestas sobre una base de otro material más resistente (pero no duro), como el plástico.

El gran desafío para los equipos de científicos es hacer que las minúsculas partículas trabajen como una red efectiva, conduciendo la energía necesaria para la visualización de imágenes, y elevar su producción a escala industrial.

“La sustancia orgánica para la construcción de pantallas flexibles no está estandarizada. Por ejemplo, Sony ha creado una pantalla de 4,1 pulgadas flexible utilizando una sustancia derivada del peri-Xanthenoxanthene (también conocido como PXX). El prototipo de la compañía tiene una resolución de 432 por 240 píxeles y, de acuerdo con informativo divulgado por Sony, la novedad presentó estabilidad al interaccionar con luminosidad, oxígeno, humedad y calor”.

A su vez, un equipo de investigadores de Corea del Sur de la Universidad de Sungkyunkwan, ha desarrollado una pantalla que puede doblarse con una capa muy fina de grafito en estado puro, llamado grafeno. De acuerdo con la publicación de James Mitchell Crow en la revista New Scientist, la sustancia demostró ser prometedora, con altos niveles de transparencia y robustez.

El futuro con las pantallas flexibles

Las pantallas flexibles tienen un futuro promisor es prácticamente indiscutible. El hecho de que la tecnología, que se basa para la construcción de pantallas flexibles, unas de las ventajas  es que utilicen elementos químicos más comunes en la naturaleza, haciendo menos dañino para el medio ambiente y además que el proceso de producción pueda ser más barato.

Usos

Podrá ser usado en todo tipo de aplicaciones: pantallas de televisión, pantalla de computadora, pantallas de dispositivos portátiles (teléfonos móviles, reproductores MP3 entre muchos otros), indicadores de información o de aviso, etc. con formatos que bajo cualquier diseño irán desde unas dimensiones pequeñas a enormes dimensiones. También se pueden crear grandes o pequeños carteles de publicidad, así como fuentes de luz para iluminar espacios. Además, algunas tecnologías tienen la capacidad de tener una estructura flexible, lo que ya ha dado lugar a desarrollar pantallas plegables o enrollables, y en el futuro quizá pantallas sobre ropa y tejidos, etc.

Un ejemplo claro es envolver un libro electrónico en un lápiz y guardarlo en el bolsillo, claro que esto es posible, como también Sony ha desarrollado una pantalla  prototipo de 4 pulgadas de alta resolución (hasta 432 por 240 píxeles) que puede ser enrollado, sin afectar la imagen en exhibición. ¿No es increíble?

Incluso hay un interés militar en la adopción de pantalla flexible. La tecnología les permitiría a los soldados  usar monitores calificados con menos probabilidad de romperse por fuertes impactos, algo muy común en las misiones emprendidas por el ejército, por ejemplo. La pantalla Flexible Display Center (FDC), el departamento de la Universidad de Arizona, es el instituto que ha tomado la delantera en las investigaciones para las pantallas flexibles.

Los dejo con un video que  nos ilustran más como son estas pantallas flexibles.

About kikaER